Las hogueras de San Juan: el mágico homenaje a la vida

La noche del 23 al 24 de junio es la noche de las hogueras, la noche de San Juan en el santoral católico, una fecha llena de magia y marcada por la apertura de puertas y la conexión con ‘el otro lado de las cosas’. En Simboliza, estos momentos significativos del calendario se celebran como fiestas de ‘Solsticios y Equinoccios’: lo humano y lo divino en eterna conjunción.

hogueras de san juan1

La noche del 23 al 24 de junio se abre la puerta que nos introduce “al conocimiento del futuro y a las dimensiones mágicas de la realidad”. Todo comienza, en realidad, 24 horas antes, entre el 22 y el 23 cuando la mágica llegada de San Juan se prepara con acciones de lo más variopinto que recoge la leyenda (y que continúan la noche siguiente): “Quien vea florecer hierbabuena esa noche será muy afortunado… siempre que lo mantenga en secreto”, “En la víspera, se planta la flor de la hortensia, en un tarro con tierra y agua. Luego se hace un pedido poniendo fe en el bautismo de San Juan”, “Cuando llueve esa noche o al día siguiente va a haber abundancia de manzanas”, “Antes de la salida del sol, hay que regar los árboles con agua de manantial, para que den bastante fruta durante el año”, “Hay que lavarse las manos con agua de manantial para mantenerse joven y el cabello, para conservarlo hermoso”… Y así bastantes más. Es la noche del fuego purificador: a él se entrega aquello que ‘se quema’: la estela de un pasado que, simbólicamente, se lanza a las llamas como ceremonial de purificación, perdón y renovación de vida.

hogueras de san juan2

Cuenta la tradición, igualmente, que los espíritus benignos inundan los campos durante esas horas y que las hierbas de propiedades curativas aumentan su eficacia en la noche de San Juan. Hasta el rocío sana y embellece el cuerpo. ¿Quién podría permanecer en casa?

#nochedesanjuan2015 #hoguerasdesanjuan2015 #sanjuan2015

Llega el verano: todo sobre el solsticio del 21

El verano llega al hemisferio norte (y el invierno al sur) el 21 de junio exactamente a las 16:38 UTC. Es, en la mitad norte del planeta, el día más largo (y la noche más corta en la mitad sur, justo al revés). El momento en que el Sol alcanza su máxima declinación norte y sur, algo que sucede cada junio y diciembre: los dos solsticios del año. Simboliza lo celebra con una ceremonia propia en la que resalta la comunicación de lo terrenal con lo universal, lo humano con lo divino; algo que se ha festejado durante siglos en todas las culturas.

Solsticio de verano

Los incas, el poderoso pueblo de los Andes, celebraban durante el solsticio de junio su ‘Inti Raymi’ (que, en quechua significa “fiesta del Sol”); era el más importante de los cuatro festivales que se celebraban en Cusco (Cuzco), según relató en su momento el escritor Garcilaso de la Vega. Se trataba, para la cultura inca, del inicio de una nueva etapa en su ‘tiempo circular’ (así entendía este pueblo el calendario), de una fiesta que duraba hasta 15 días y en la que se sucedían las danzas, las ceremonias… y los sacrificios. En 1572, con los españoles asentados en esas tierras, el virrey Francisco Álvarez de Toledo prohibió el ‘Inti Raymi’ por considerarlo un “culto pagano”.

Hoy, en las tierras de los Andes, sigue manteniéndose la tradición y resurge cada vez un poco más en municipios y pueblos; eso sí, sin el esplendor de entonces, de aquel imperio que festejaba al Sol en la plaza mayor de Cusco (llamada ‘Huacaypata’), con la asistencia masiva de toda la urbe: unas cien mil personas aclamando un nuevo tiempo. En Europa, visitar los megalitos británicos de Stonehenge es un clásico; comprobar ahí, entre una enorme afluencia de público, como se alinean las piedras y el sol en un compás único.

megalitos solsticio

El solsticio del 21 de junio es un tiempo para renacer y para renovar. Los agricultores daban gracias por las cosechas y las frutas… y se permitían entregarse a la diversión en fiestas y festivales. El verano explota la plenitud y la alegría vital. Vívelo intensamente.

#verano2015 #solsticio2015 #junio #ceremonias #celebración

La celebración de ‘los mayos’

Las ‘mayales’ o ‘festividades de los mayos’ tienen un origen ancestral. Celebran la primavera y el florecimiento a través de rituales muy antiguos que se remontan a los fenicios. En Simboliza, equinoccios y solsticios cuentan, igualmente, con sus ceremoniales de apertura de momentos vitales importantes vinculados a los ciclos de las estaciones y de la Tierra.

La ‘Mayumea’ fenicia era la fiesta de la primavera. El ‘Beltane’ celta abría el ‘verano pastoral’: el momento en que el ganado se trasladaba a las áreas de pasto veraniegas; las hogueras ardían en las colinas durante esta celebración. Y en la Hispania romana, el culto primaveral era el de la diosa Bona Dea (la diosa Maia o Maya), a la que se le pedía fertilidad.

beltane celta

Curiosamente, en España mayo es el mes de las rondas las ‘mozas casaderas’. La joven rondada por su pretendiente y su grupo de amigos era llamada ‘maya’. En numerosas localidades de Castilla y León, con la ronda el mozo se ganaba la invitación a una buena merienda… y posibilidades de boda. En el pueblo de Totanés (Toledo), durante la madrugada del 30 de abril al 1 de mayo, los jóvenes del pueblo siguen rondando a las chicas con la conocida como ‘canción de los Mayos’. En Galicia, en cambio (como en otros puntos de la geografía española), la celebración adquiere un componente más floral y decorativo; la Festa dos Maios de Orense o Pontevedra premia a los mejores ‘maios’, que son composiciones artísticas y muy especiales confeccionadas con flores, hierba, helechos, frutas y huevos.

En cualquier caso, momentos llenos de aliento vital.

festa dos maios pontevedra

#mayo #fiestasdemayo #mayo2015

El inicio de la primavera: celebraciones y significado

El comienzo de la primavera, el conocido como equinoccio primaveral del 21 de marzo, es una celebración cálida y jovial, llena de ritos de regeneración y alegría. Música, color, flores, vida… El invierno pasó y todo se renueva.

Es el momento de celebrar una fiesta. En Simboliza (www.simboliza.org) el equinoccio de primavera acude al poder de los elementos (agua, tierra, aire y fuego) para dar entidad a esta transmutación, a este intenso cambio vital.

primavera1

En el extremeño Valle del Jerte, en España, la primavera comienza con la floración de los cerezos. Es un momento de belleza singular, exaltación de la naturaleza y colorido. Cada vez son más los turistas que eligen disfrutar de esta visión única, todo un espectáculo que tiene una duración muy estricta y exacta en el tiempo: finales de marzo. Hay que irse a Japón para encontrar algo similiar: la tradición del Hanami (observar la floración); en este caso, el Hanami de los cerezos; comienza a principios de marzo en la isla de Okinawa y se extiende por todo Japón hasta finales de abril concluyendo en isla de Hokkaido. Una versión de excepcional belleza es el Hanami nocturno de los cerezos, conocido como ‘Hanami yozakura’ (cerezos de noche).

primavera3

Otra de las celebraciones relacionadas con el florecimiento de la vida después del invierno la encontramos en Córdoba (Andalucía, España). Sus ‘patios’ (la Fiesta de los Patios) es una explosión de color que ocupa la mitad del mes de mayo, momento en que los habitantes de la ciudad andaluza abren las puertas de sus casas al público para mostrar macetas y jardines interiores en todo su esplendor, riqueza y luminosidad.

patios cordoba

El equinoccio de primavera es una fecha elegida durante cientos de años para pedir abundancia (siempre se hizo en relación con las cosechas) y cerrar ciclos en base al perdón, que sustenta un poderoso “seguir adelante”. La nueva energía de la primavera invita a ahondar en lo productivo, en la creación, en la imaginación, en la vida y, desde luego, en el amor.

primavera2

23 de diciembre: la ‘Noche de los Rábanos’ de Oaxaca, México

Cada 23 de diciembre en Oaxaca, México, la ciudad se echa a la calle y llegan turistas de aquí y de allá para la ‘Noche de los Rábanos’, una tradición curiosa, divertida, llamativa que tiene su origen en el mercado de la vigilia navideña y en los frailes (sobre todo dominicos), que enseñaron a los habitantes de estas tierras (indígenas zapotecos y mixtecos) cómo cultivar flores y hortalizas oriundas y, también, traídas de Europa.

noche de los rabanos1
Sigue leyendo

Solsticio de Invierno: el renacer interior

El Solsticio de Invierno, la noche más larga del año y la entrada en el signo Capricornio, es un momento de culto para infinidad de tradiciones y civilizaciones. En todas está presente una idea común: descanso antes del despertar (primavera), renacer interior, la llamada al ‘nuevo’ sol y la acumulación de energía para los días fríos.

solsticio de  invierno
Sigue leyendo

Ceremonia de Solsticio de Verano

A lo largo de los siglos, uno de los ritos y celebraciones que más se repiten en son los Solsticios y Equinoccios.

Relacionados con los fenómenos astronómicos y astrológicos los solsticios interrelacionan lo terrenal con lo universal, lo humano con lo divino. También relacionan las estaciones del año (invierno, primavera, verano, otoño) con las etapas en la vida de cualquier persona (infancia, adolescencia, madurez, vejez), con lo que solsticios y equinoccios serían de alguna forma, las puertas de entrada a esas etapas. Durante un solsticio, la declinación del sol se mantiene durante varios días inmóvil. Por esto, en latín solsticio significa “sol quieto”.

En este evento se celebra la noche más corta y el día más largo del año, así como se festeja la fertilidad, la abundancia y la prosperidad en todos los aspectos de nuestra vida y en la vida del planeta.

Solsticio_Preview_145 Sigue leyendo

Te regalamos el guion de la ceremonia de Solsticio de Invierno

La noche más larga y el día más corto del año…es el anuncio de la llegada del Solsticio de Invierno. ¿Qué más celebrar? Pues, que al llegar al final del año es el momento para dejar atrás y desapegar aspectos de nuestra vida que pesan y que ya no nos sirven (un hábito, una actitud, una dependencia…). A partir de ahí renacemos con nuevos propósitos y objetivos. Entonces…¿Por qué no celebrar una ceremonia de solsticio tal cual lo hacían nuestros ancestros?

solsticio invierno Sigue leyendo

Solsticio de Invierno: el viaje interior

El solsticio de invierno es el tiempo de ir a lo más profundo del interior de uno mismo. Ese interior oculta aspectos de nosotros que pueden resultar difíciles de percibir en la realidad cotidiana. Con frecuencia, nos encontraremos con lo más oscuro y áspero de nuestro ego. Y allí, en esos mismos terrenos cenagosos, habitan los seres luminosos, que permitirán que crezcan nuevas flores.

En el solsticio de invierno, el momento más “yin” del año, en el que la oscuridad de la noche y el frío han tomado el hemisferio norte, cuando las plantas y la propia tierra parecen muertas, comienza también a crecer la luz, el calor, y los días empiezan de nuevo a hacerse más largos, para permitir que al poco tiempo, durante la primavera, la vida vuelva a renacer.

solsticio inviernoLa ceremonia que vamos a vivir tiene la intensidad del invierno, la energía que nos ayuda a profundizar en este proceso de dejar y desapegar. De esto se trata, de afrontar la propia muerte: ritual, simbólica, y no por ello menos dramática. Sigue leyendo

Te regalamos el guión de la Ceremonia de Equinoccio

Las mismas horas de día que de noche o las mismas horas de noche que de día.  Eso es el equinoccio…Además, es cuando se cambia de estación entrando en otoño y cuando los 2 polos de la tierra están a la misma distancia del sol. ¿Qué más celebrar? La vendimia, recogida de los frutos del verano, preparar las conservas para el invierno ¿Por qué no convocar a tus amigos a una ceremonia de equinoccio tal cual lo hacían nuestros ancestros?

equinoccio otoño Sigue leyendo