Colegio, futbol, videojuegos… y comuniones

10 años, esa edad en la que el tiempo se pasa entre el colegio, deportes, videojuegos… pero también algo empieza a cambiar, empiezas a sentirte como un individuo dentro de la sociedad, tu curiosidad se agudiza y comienzas una etapa de crecimiento personal.

Mayo es el mes de las comuniones y no siempre deseamos que nuestros hijos tengan  la obligación de celebrar esta entrada en una etapa nueva de su evolución personal con una ceremonia centrada en los preceptos o sacramentos religiosos.

Muchas veces accedemos a ella para que no se sienta excluido ante sus compañeros de colegio y por falta de alternativas laicas. La Ceremonia de Enraizamiento nos brinda esta oportunidad celebrando que nuestro hijo comienza a formar parte de la tierra y de la sociedad, desde una perspectiva humanista resaltando la importancia tanto de lo común y de lo colectivo.

Juan opina “Siempre pensamos que la comunión no cumplia nuestros valores, pero vimos que la celebración de enraizamiento era la alternativa que se adaptaba a nuestos pensamientos, y decidimos que nuestro hijo pudiera disfrutar de la misma forma que sus compañeros de colegio”

Enraizamiento-1-e-700x290

En un Enraizamiento, los cinco elementos quedarán representados de la siguiente forma: tierra (piedras semi preciosas, brújula), agua (cuenco cristal y frascas), fuego (velas, cerillas), viento (globos hinchados con helio) y éter (unión de manos).

Si quieres el guion de la ceremonia o que la organice un celebrante, escríbenos a través de la web, a info@simboliza.org o llámanos al 91 527 74 92.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *